[Blog Cómo Decorar] 114, EL ALMA DE 100to14. 1ª Parte

100to14-Aniversario-Anuncio

El post de hoy es de los más especiales que he escrito. Porque hemos cumplido 1 año y te abro el corazón de 100to14. Hoy conocerás el lugar que da nombre a la tienda y que resume el hilo conductor de 100to14: las emociones. Pero repasemos primero el origen del nombre que puedes encontrar al pie de la web:

Las emociones nos generan recuerdos y es lo único que nos llevamos, las experiencias. Esos instantes en que sientes la vida. Los momentos especiales que atesorarás dentro de ti. De la misma manera que yo siempre guardaré en mi corazón mi infancia en casa de mis abuelos, en el campo.

En lo alto de una colina, con unas vistas increíbles a largos campos de cultivo manchegos; con más colinas en el horizonte y el río Tajo de testigo. Ahí es donde pasé gran parte de mi niñez en preciosos fines de semana y largos veranos; jugando en la calle y en la casita de madera que mi padre, mi tío y mi abuelo construyeron para nosotros. Y que mi madre y mi abuela fueron decorando. En esa maravillosa casa con el número 114.

En efecto, el número que puedes ver arriba pertenece a dicha casa. Y hoy te abro sus puertas con expresivas fotos que han captado su esencia… y sus recuerdos.

En primer lugar, ir allí siempre es un viaje al interior de mi mismo recorriendo las carreteras por las que he ido desde que nací. Suaves colinas, similares a gigantes dormidos, marcan el paisaje y hacen transcurrir la vista por los longitudinales campos de cultivo. Además la luz baña todo limpiamente y cada instante del día transmite una atmósfera distinta.

Si miras bien, puedes encontrar casas ya abandonadas que salpican el paisaje como fantasmas, recordándonos que el tiempo corre. ¿Encuentras la de la imagen de abajo?

Siempre que paso por allí recuerdo cuando en el frente de la casa descansaban varios coches de la familia que pasaba en ella unos días de verano, y me entristece.

100to14-Aniversario-Anuncio

Otra de las cosas por las que destaca el lugar donde se asienta la casa que da nombre a 100to14 es por la espectacularidad de sus vistas y sus imponentes cielos, llenos de contrastes. He de decir que allí no llueve apenas pero cuando lo hace lo hace a lo grande.

No llueve sino que diluvia, y con un despliegue de relámpagos y truenos que tiembla el suelo. Casi esperas ver el Arca de Noé en algún momento.

Y ver todo eso con ese paisaje incrementa la sensación de lo pequeños que somos.

En cuanto a su interior, es muy similar a las casas de pueblo de toda la vida. Tiene despensa, suelos de conglomerado y la cocina y el baño completamente empapelados con linóleo. La cocina que ves abajo tiene más de cuarenta años y funciona y luce casi impecable. Por no mencionar las piezas de peltre como esa cacerolita con capacidad para la comida de dos personas.

Las sillas de la cocina, con patas Bambie y de los años 60, tampoco las cambiaría por nada.

100to14-Aniversario-despensa

Los atardeceres también son maravillosos porque en verano los campos y las espigas secas parecen oro. Es fascinante cómo todo casa en la naturaleza, da igual las especies; los colores y las distintas plantas siempre combinan.

Haz clic aquí si te gustan las plantas versátiles y que parecen recién cortadas.

100to14-Aniversario-despensa

Arriba se ve la zona de asiento y parte de la piscina. La de baños que nos hemos dado ahí toda la familia… En la última imagen, Bree. Feliz hija de Paquito y Aria, yorkshire y pomerania.

A pesar de la calidez de la tarde, cuando se marcha el sol todo se llena de sombras -aunque ahora hay alumbrado- y lo que antes era cándido e idílico se transforma en hojas agitadas por el viento, perros ladrando y sombras que se mueven sin cesar.

100to14-Aniversario-Noche-454x1024

Es como si por la noche, de los campos salieran todas las criaturas de la naturaleza que nos aterran. Casi esperas ver un sátiro, un chupacabras o cualquier extraño ser. De hecho, muchas veces se oyen escalofriantes sonidos que erizan el vello provenientes de los animales en lejanos establos. Aunque tan inquietante como resultan algunas zonas, otras se revisten de un encanto onírico.

Las noches de luna llena los campos se impregnan de luz plateada y puedes caminar por cualquier parte sin luz artificial. Sientes como si todos los ancestros flotaran en el aire y te llenaran de paz.

En cuanto a las habitaciones, mantienen las carpinterías originales de acristalamiento simple (hoy te hielas de frío pero entonces cumplían la normativa). Porque no hay sitio donde ponerlo, si no un aguamanil de los de siempre va que ni pintado.

Si no sabes cómo son haz clic aquí. ¿Recuerdas alguno en tu familia?

A parte de todo, al principio menciono una casita que construyeron para nosotros. Pues bien, la segunda imagen de abajo pertenece a un detalle de ella.

Forraron sus paredes con un dibujo de imitación a madera y como yo ya iba tirando por la estética y los interiores, pegaba los cromos repetidos de La Bella y la Bestia en las uniones que se veían.

No te imaginas la diversión y la sensación de tener un refugio propio siendo pequeños… irremplazable e inmejorable.

100to14-Aniversario-ventana 100to14-Aniversario

100to14-Aniversario

Otra de las cosas que me gustan son los atardeceres. ¿Será por el cuadro de arriba?

Hasta aquí hemos abierto para ti las puertas de 114. No te pierdas la segunda parte y suscríbete a nuestra Newsletter (a pie de página) para enterarte de todas las novedades.

¡Hasta pronto!

—————————————————————————————————————————————————————————————————Firma-FOOTER-POSTS-II

Comparte con tus amigosShare on Facebook
Facebook
0Tweet about this on Twitter
Twitter
Pin on Pinterest
Pinterest
7Email this to someone
email
Share this post



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *